Sábado Blues 


Siendo honestos me da pena esta canción. Porque es realmente lo que estoy sintiendo en éste instante y aquí estoy mostrándoselos a todos ustedes. Pero estos son gajes del oficio, tal vez Van Gogh estuvo avergonzado de su autorretrato, o García Lorca de sus poemas, así que pues ni modo, de eso se trata éste negocio.

“Sábado Blues” trae una serie de sentimientos que han estado en mi cabeza últimamente. Algunas experiencias que me han pasado y sobre todo una gran cantidad de suposiciones, todo alrededor del mismo tema, el amor y la soledad. Es un Blues, como poquitos que he escrito, con un poco de Billy Joel, y un poco de "Thuesday's gone".

La soledad es una experiencia cognitiva nada más, pero duele; como le duele el brazo perdido a un manco. Y aprender a vivir a pesar de ésta ilusión es difícil. De ésta forma, yo he estado vagabundeando por el mundo, y en ésta ciudad llena de gente es difícil estar acompañado. Montreal, ya que uno es residente, es una ciudad de solitarios y de aislados. El amor no se encuentra en las calles, el sexo es mas cotidiano, pero yo que sé de eso.


Otra vez creí mirarte
tras de unos ojos verdes.
Otra vez creí encontrarte,
ya son años sin tenerte.

Más cuando me acerqué a besarte,
no había nada. Nada para mí. Nada para mí.

Y si dejo de buscarte,
Tal vez así sea más fácil verte.
Tal vez estas a mi lado,
Donde nunca antes he buscado.

O sentada en la banca de un parque,
haciendo sueños en el aire.
Buscándome a mí,
esperando por mi.

Despertar y no mirarte,
me ha dejado el corazón inerte.
Pero si salgo a la calle,
sé que estás entre la gente.
Y que estoy a punto de tocarte,
de hablarte casi que por accidente,
Pues es mucho más que inevitable
que algún día yo te encuentre.

Por tantos días he buscado la salida urgente de mi soledad,
Entre paredes hechas para protegerme y que no puedo derribar,
Hay tanta vida encerrada en mi saliva y que no puede escapar.

Hay una canción de amor, que quiero regalarte a ti.

Leave a comment

Add comment